Los Pumas ganaron un durísimo duelo ante Japón y están en cuartos

0
19

El seleccionado argentino de rugby se clasificó hoy a los cuartos de final del Mundial Francia 2023, al vencer a Japón por 39-27 en la fecha de la ronda inicial, resultado que le aseguró el segundo puesto del Grupo D por debajo de Inglaterra.

En el Stade de la Beaujoire, de la ciudad de Nantes, bajo el aliento de miles de compatriotas, Los Pumas ingresaron por quinta vez entre los mejores ocho de una Copa del Mundo, como ya había sucedido en 1999, 2007, 2011 y 2015.

Los puntos restantes del conjunto argentino fueron conseguidos por el ingresado Nicolás Sánchez, con una conversión y otro penal.Argentina, tras cerrar la primera fase con un balance de una derrota y tres victorias, se enfrentará en cuartos de final ante Gales, el próximo sábado 14 a las 12.00 en el Stade de Marsella.Hasta el momento, el equipo británico ganó los dos antecedentes mundialistas que registran: 16-7 en la edición 1991 y 23-18 en la de 1999.Argentina llegó a su último compromiso del Grupo D con la presión de un resultado positivo para continuar en la competencia y no repetir la frustración de la Copa del Mundo 2019.

El desarrollo del partido de Los Pumas

En un primer tiempo de momentos alternados, Los Pumas pegaron de arranque con una gran acción de Chocobares, quien rompió líneas por el centro y se zambulló eufórico en el ingoal japonés.

Iban apenas dos minutos de juego, lo que hizo suponer una gran tarde para el equipo nacional en Francia, sensación que también se transmitió en las jugadas siguientes con un alto nivel de concentración y una prevalencia en los duelos individuales.

Japón se acercó por primera vez con peligro de anotación pasados los diez minutos pero la Argentina abortó el riesgo con el tackle, un aspecto en el que Marcos Kremer se destacó a lo largo de todo el partido.

Sin embargo, un rato más tarde, el equipo asiático sorprendió por la banda izquierda con una corrida de Fakatava, quien se gestó un autopase y marcó un try luego convertido por Matsuda para el empate parcial.

A partir de entonces, Los Pumas cayeron en un bache, que coincidió con la salida de Pablo Matera por lesión y dos intentos fallidos a los palos por parte de Boffelli.

Argentina pudo salir de ese trance con una gran jugada que finalizó en su segundo try. Juan Cruz Mallía bajó una pelota lanzada por el equipo japonés para ganar metros, Gonzalo Bertranou lideró una corrida por el centro y asistió en el costado izquierdo a Mateo Carreras, quien arremetió a pura velocidad y apoyó la pelota.

Cuando parecía que irían al descanso con ventaja de ocho puntos, Siosaia Fifita limpió un ataque por el costado izquierdo y asistió Saito para un nuevo try japonés que redujo la distancia a la mínima.

El segundo tiempo fue ataque por ataque, con dos equipos entregados en un auténtica final, permeables en defensa pero dispuestos a dejar la última gota de sudor en la cancha.

Carreras volvió a estirar el marcador, pero Japón su mantuvo a tiro con la patada hasta que el partido terminó de romperse con el último try del wing tucumano, un jugador incontenible para el bloque defensivo nipón.

Los últimos minutos en el estadio de Nantes se vivieron con un gran ambiente por el aliento de los hinchas argentinos, que ahora deberán viajar hasta Marsella con la ilusión de dar un nuevo paso ante Gales, séptimo clasificado en el ranking de la World Rugby.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí